Estamos viviendo tiempos excepcionales. Sólo soy un historiador del arte, pero tengo gente muy cerca que trabaja en la sanidad pública y otros que están conectados directamente con Italia. Mi deber como ciudadano es el de quedarme en casa para protegerme a mí, a los míos y a los demás.

Mientras los profesionales sanitarios están a nuestro servicio, sé que yo también puedo hacer un humilde aporte de mis conocimientos. Sé que a través de las redes puedo continuar con mi labor de compartir contenidos culturales de forma online, para hacer más llevadera la espera en nuestros hogares.

He comenzado hoy, 13 de marzo, haciendo un llamamiento para crear una cadena de arte de tema doméstico, para así reforzar la necesidad de quedarnos en casa.

Mi idea es la de seguir conectando con la cultura, la de exponer cada día un tema que podamos compartir. Llenemos de arte las redes, conozcamos más, disfrutemos de las imágenes y los contenidos desde el otro lado de la pantalla.

He estado reflexionando sobre cómo podrán ser estos días de confinamiento y me he propuesto a ayudar a todxs lxs que divulgáis, habitual o ocasionalmente, a todxs lxs que estáis poniendo vuestro granito de arena para hacer esta espera más amena. Aquí van mis recomendaciones:

  • Dosificad vuestros contenidos. Deberemos estar un mínimo de dos semanas en nuestros hogares. ¡No saquéis todas vuestras propuestas el primer día!
  • Buscad ideas fáciles de compartir, en el caso de que queráis la participación.
  • Sed positivos. O, al menos, sed neutros. Necesitamos mantener la calma, aparcad la política, o los mensajes que no aportan. Hay mucha gente que acude a las redes para refugiarse de chats y noticiarios; sed su bálsamo, su oasis.
  • Apoyad a las instituciones y profesionales de la cultura que no pueden abrir o que no pueden trabajar. Mencionadlos en vuestros contenidos, compartid sus trabajos. Nos necesitan ahora y nos necesitarán cuando este período acabe.
  • Conectad: sed sociales, apoyaros, descubrid perfiles de otros sectores, de otras áreas temáticas. Hagamos crecer la red, seamos más fuertes. Y así tendremos más y mejores ideas.
  • Intentad que algunos de vuestros contenidos sean útiles para divulgar los mensajes oficiales. Nunca está de más que sirváis para hacer llegar información útil, aunque sea sólo usando una etiqueta.

Por mi parte, yo estaré estos días proponiendo temas, colgando enlaces, comentando, compartiendo. Si queréis que hagamos algo juntos, sólo tenéis que decírmelo.

Fotografía de la página de Facebook del Museo Archeologico Nazionale di Venezia

Recordad que, aunque tengamos que quedarnos en casa, la vida sigue. Nuestras familias, nuestros amigos y toda la gente que queremos están ahí, a un toque del móvil: gracias a las nuevas tecnologías podemos tenerlos muy cerca. Y estas herramientas online también nos ayudarán a llenar de cultura nuestra espera.

Volvamos a recordar a Eike Schmidt, director de la Galleria degli Uffizi: “Evitemos todo contagio excepto el de la belleza

Deja un comentario